Policía hondureña reprime nuevamente manifestación contra el golpe de Estado

Cientos de manifestantes se replegaron en grupos por las calles del centro de Tegucigalpa.(Foto: Efe).
Cientos de manifestantes se replegaron en grupos por las calles del centro de Tegucigalpa.(Foto: Efe).

Alegría indicó que hasta ahora no hay informes de lesionados, aunque confirmó una veintena de detenidos. La marcha, en la que participaban unas 5 mil personas, se dirigía a la sede del Parlamento, pero no pudo llegar debido a la represión.

Las fuerzas policiales de Honduras atacaron este miércoles una manifestación que llevó a cabo la resistencia popular en Tegicigalpa (capital) en rechazo el golpe de Estado y para exigir la restitución del primer mandatario, Manuel Zelaya. Hasta los momentos se desconoce el número de heridos y detenidos.

La Policía reprimió a la manifestación de seguidores del presidente, Manuel Zelaya, cuando protestaban frente a la sede del Parlamento, en una nueva jornada de movilizaciones en demanda del regreso del jefe de Estado legítimamente electo.

Los incidentes se desataron alrededor de las 13H30 horas local (19H30 UTC)  en una estrecha calle hasta donde había llegado la cabeza de una marcha de cerca de cinco mil personas para demandar la restitución del estado de derecho en esa nación.

Los efectivos dispararon granadas de gases lacrimógenos contra la multitud, que corrió hacia el parque central y por las callejuelas del centro histórico de la ciudad.

El dirigente de la resistencia popular, Rafael Alegría, dijo que antes de llegar al Parlamento, la protesta fue disuelta “por policías y militares” que no dejaron que arribaran.

Además denunció el arresto de varias personas, entre ellas, el diputado Marvin Ponce, del Partido Unificación Democrática, quien fue fuertemente golpeado.

Alegría afirmó que otra protesta similar se escenificó este miércoles en la ciudad norteña de San Pedro Sula, la segunda en importancia del país.

Según el dirigente luego de que la protesta fue disuelta en el centro de Tegucigalpa, los manifestantes regresaron a la Universidad Pedagógica, su principal centro de concentración.

Alegría indicó que hasta ahora no hay informes de lesionados, aunque confirmó una veintena de detenidos que fueron trasladados por la policía.

Por su parte, la dirigente Miriam Miranda, de la Organización Fraternal Negra de Honduras (Ofraneh), señaló que “el pueblo sigue firme en su lucha por una nueva Constitución”.

Miranda también indicó que entre los manifestantes “hay muchos que condenan el golpe contra el presidente Zelaya, pero no lo apoyan a él, sino que están a favor de que el país retorne el orden constitucional”.

Zelaya fue sacado del país por militares el 28 de junio pasado, tras lo cual se instaló un gobierno de facto liderado por Roberto Micheletti, que era presidente del Congreso hondureño.

La represión de las fuerzas al servicio del gobierno de Micheletti ya ha causado cuatro muertes.

El primer caído fue Isis Obed Murillo quien perdió la vida el 5 de julio, luego de recibir un impacto de bala en el cráneo. El suceso se registró en el aeropuerto de Tegucigalpa después que las fuerzas militares abrieron fuego contra un grupo de civiles que esperaba el regreso del presidente Manuel Zelaya.

La segunda víctima fue el dirigente social y militante de izquierda Roger Bados, de 54 años, asesinado el 11 de julio por desconocidos a la salida de su casa en la norteña ciudad de San Pedro Sula. Bados participaba activamente en las manifestaciones contra el gobierno de facto de Micheletti.

A la lista fatal se unió el 25 de julio, Pedro Magdiel Muñoz, un joven simpatizante del presidente Manuel Zelaya cuyo cuerpo fue encontrado sin vida en la región fronteriza entre Nicaragua y Honduras con aparentes signos de tortura. Sus compañeros aseguraron que el muchacho fue detenido el día anterior por la Policía, versión que fue negada por las autoridades.

La última víctima fue
el maestro Roger Abraham Vallejo, quien fue herido de bala en la cabeza durante una protesta en favor de Zelaya.  Permaneció en coma tres días.


Comentarios Vía Facebook:

Powered by Facebook Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.